sábado, 1 de julio de 2017

Nunca te detengas. 2 Reyes 2.

Resultado de imagen para nunca te detengaSTodos tenemos sueños, metas o propósitos que queremos alcanzar el problema es que muy pocos son los que los pueden conseguir.
En la gran mayoría la causa para nunca conseguir lo que se proponen es que con mucha facilidad se detienen y no avanzan.
En este capítulo vamos veremos como conseguir lo que nos proponemos a través de la tenacidad del Profeta Eliseo.
Cada vez que termina un año la mayoría escribimos los propósitos que queremos alcanzar en el año siguiente, el problema es que termina el año y muchos se quedan con sus propósitos escritos y no pasa nada.
Que hacer para nunca Detenernos.
1. Teniendo a Dios siempre Presente. V 2 “Y dijo Elías a Eliseo: Quédate ahora aquí, porque Jehová me ha enviado a Bet-el. Y Eliseo dijo: Vive Jehová, y vive tu alma, que no te dejaré. Descendieron, pues, a Bet-el.” si Dios está en todos nuestros proyectos, en su nombre los podremos conseguir.
2. No Escuchando palabras Negativas. V 3 “Y saliendo a Eliseo los hijos de los profetas que estaban en Bet-el, le dijeron: ¿Sabes que Jehová te quitará hoy a tu señor de sobre ti? Y él dijo: Sí, yo lo sé; callad” cada vez que nos proponemos algo vamos a encontrar dos tipos de personas unos que nos apoyan y otros que quieren desanimarnos. Depende de nosotros a quien queremos escuchar.
3. Siendo más Insistente que los Obstáculos. V 4-5 “Y Elías le volvió a decir: Eliseo, quédate aquí ahora, porque Jehová me ha enviado a Jericó. Y él dijo: Vive Jehová, y vive tu alma, que no te dejaré. Vinieron, pues, a Jericó. Y se acercaron a Eliseo los hijos de los profetas que estaban en Jericó, y le dijeron: ¿Sabes que Jehová te quitará hoy a tu señor de sobre ti? El respondió: Sí, yo lo sé; callad.” los obstáculos siempre estarán insistiendo hacen parte del camino al éxito.
4. No solo siendo Espectadores, es necesario siempre actuar. V 7 “Y vinieron cincuenta varones de los hijos de los profetas, y se pararon delante a lo lejos; y ellos dos se pararon junto al Jordán” los que no se comprometen, los que solo quieren ser observadores nunca alcanzaran sus sueños o metas.
5. Teniendo Propósitos más Grandes que nuestra Capacidad. V 9 “Tomando entonces Elías su manto, lo dobló, y golpeó las aguas, las cuales se apartaron a uno y a otro lado, y pasaron ambos por lo seco.” solo si nos exigimos podremos conseguir grandes cosas. La condición de Dios para que logremos lo que queremos es que nos esforcemos. Josué 1: 8 “Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien.
6. No Apartando nuestra mirada de la meta que queremos alcanzar. V 10 “Él le dijo: Cosa difícil has pedido. Si me vieres cuando fuere quitado de ti, te será hecho así; más si no, no.” en el camino al éxito se pueden presentar muchos distractores que nos hacen olvidar de nuestras metas, no te entretengas en cosas que no valen la pena.
7. Actuando de manera oportuna a pesar de las dificultades o Aflicciones. V 13-14 “Alzó luego el manto de Elías que se le había caído, y volvió, y se paró a la orilla del Jordán. Y tomando el manto de Elías que se le había caído, golpeó las aguas, y dijo: ¿Dónde está Jehová, el Dios de Elías? Y así que hubo golpeado del mismo modo las aguas, se apartaron a uno y a otro lado, y pasó Eliseo.” hubo un momento donde Eliseo se turbo y tal vez no sabía que hacer pero de inmediato se recuperó. V 12 “Viéndolo Eliseo, clamaba: ¡Padre mío, padre mío, carro de Israel y su gente de a caballo! Y nunca más le vio; y tomando sus vestidos, los rompió en dos partes.
Que muchas veces nos sorprendamos tanto que vacilamos es normal, lo que no es normal es que nos quedemos estancados lamentándonos.
8. Preparándose para Resolver Problemas. V 19- 22 “Y los hombres de la ciudad dijeron a Eliseo: He aquí, el lugar en donde está colocada esta ciudad es bueno, como mi señor ve; mas las aguas son malas, y la tierra es estéril. Entonces él dijo: Traedme una vasija nueva, y poned en ella sal. Y se la trajeron. Y saliendo él a los manantiales de las aguas, echó dentro la sal, y dijo: Así ha dicho Jehová: Yo sané estas aguas, y no habrá más en ellas muerte ni enfermedad. Y fueron sanas las aguas hasta hoy, conforme a la palabra que habló Eliseo.”  Entre más alto escalemos la montaña más fuertes serán los vientos, entre más grande sea tu propósito más grandes serán los inconvenientes, por esta razón no todos son personas de éxito.
Todos queremos conseguir grandes cosas, el problema es que no todos quieren esforzarse y luchar para conseguirlo. Ten seguridad de lo que quieres y nuca te detendrás en el camino de lo que quieres conseguir.